¿Cómo están haciendo las empresas la transición hacia la economía circular?

Publicado por 

Una encuesta del Consejo Empresarial Mundial para el Desarrollo Sostenible (WBCSD) y DNV señala que, a pesar de los esfuerzos de la sociedad, los legisladores y las empresas, el cambio hacia modelos empresariales circulares avanza demasiado lentamente.

Existe un consenso generalizado acerca de que el modelo industrial de extraer-fabricar-consumir-tirar está en crisis. El rápido incremento de la población, combinado con factores como unos recursos naturales finitos o la crisis climática, parece conducir casi inevitablemente a las economías mundiales hacia la adopción de modelos de economía circular en los que conceptos como la reutilización o el reciclaje sean protagonistas. Sin embargo, cuando se baja al terreno de la aplicación practica de estos modelos en el día a día empresarial, la transición hacia la economía circular está siendo más lenta de lo que cabría esperar y desear.

 

Esta es, al menos, la principal conclusión de una encuesta del Consejo Empresarial Mundial para el Desarrollo Sostenible (WBCSD) y DNV realizada a nivel europeo. Estos son algunos de sus hallazgos sobre la transición hacia la economía circular.

  • El 81% de las empresas europeas manifiesta un interés por la economía circular y afirman que es una cuestión sobre la que han debatido internamente. Además, el 26% asegura que la economía circular está integrada ya en la estrategia de sostenibilidad de la empresa, mientras que otro 12,4% la considera un elemento fundamental en sus estrategias comerciales actuales.

 

  • Más de la mitad de los encuestados afirma que ha adoptado o está considerando hacerlo un modelo de negocio de economía circular. De ellos, el 18,6% se encuentra en las fases incipientes del proceso, el 29,6% en fase de desarrollo y únicamente el 5,9% afirma haber alcanzado ya un enfoque maduro para este modelo.

 

  • Los esfuerzos empresariales en materia de transición hacia la economía circular parecen impulsados ​​principalmente por factores internos, como la reducción de costes (65,7%) o la mejora de sus estrategias de sostenibilidad (57,5%). Los principales ‘drivers’ internos son la recuperación de recursos (39,6%) y la extensión de la vida útil del producto (30,3%).

 

  • En cambio, factores externos como la reputación de marca (39,6%), la demanda, el compromiso y la fidelidad de los consumidores (29,6%), la presión regulatoria (23,4%) o las preferencias de accionistas e inversores (15,4%) son menos determinantes en este tránsito circular.

 

  • Las tres principales estrategias adoptadas para lograr un enfoque más circular son el diseño de productos que tienen en cuenta los impactos ambientales y de recursos durante todo su ciclo de vida (44,4%), la creación de una cadena de suministro sostenible (43,4%) y la expansión de la vida útil de los productos por medio de la reparación, regeneración y recuperación (42,9%).

 

  • Entre las barreras que las empresas identifican para esta transición hacia la economía circular, destacan la baja conciencia circular corporativa, un déficit de capacidades y habilidades específicas dentro de la organización, la falta de incentivos regulatorios y económicos, la ausencia de métricas definidas para medir los avances en este campo o los altos costes de las soluciones circulares.

 

Fuente: https://www.dnv.com/assurance/viewpoint/viewpoint-surveys/2021Q3/summary.html

Otras noticias que pueden interesarte

Contacto

Telf.: 91 567 24 03

Ecoembes
Calle del Cardenal Marcelo Spínola 14 / 2ª 28016 Madrid